Cómo perder el miedo a las pesas y empezar a cambiar tu cuerpo de verdad

 

barra

En general, las mujeres que vienen al gimnasio para adelgazar, piden sesiones muy aeróbicas y largas, y si no, se meten a la elíptica durante largo rato o al spinning, a diario. Esto es un error, si no se mejora la masa muscular también, la pérdida de grasa va a ser muuucho más lenta.

Estos son algunos de los prejuicios femeninos más corrientes:

Si hago pesas ganaré volumen y pareceré más gorda.

Yo lo que quiero es tonificar y perder dos kilos

Yo solo quiero hacer ejercicio de la parte X

No quiero pesos, no quiero lesionarme

Todo eso no es más que desinformación. Atenta:

VOLUMEN: No te va a pasar. Convertirse en una de esas enormes mujeres culturistas de color marrón es una tarea de años, sacrificios, medicamentos dudosos, y hormonas. El cuerpo de la mujer no se muscula como el del hombre, por mucho que quisiéramos, que no es el caso. Las pesas te harán más delgada y más atractiva, porque reducirán tu cintura y tus caderas, al mismo tiempo que moldearán tus brazos, hombros y piernas. Ganarás fuerza y facilidad para eliminar grasa corporal. Esas fibras musculares que se crean, tragan mucha grasa, sólo por estar ahí.

PERDER DOS KILOS: La báscula no significa nada. Solo si hay pérdida de grasa y ganancia de músculo, perderás peso de verdad, de grasa y eso es exactamente lo que quieres. Si  mejoras tu músculo quemarás grasa mucho más rápido, de hecho quemarás todo el día, porque tu metabolismo se acelera. Puede que tu peso no cambie lo rápido que deseas, pero te sentirás mucho mejor. Tampoco engordaste de un día para otro.

ABDOMINALES PARA PERDER TRIPA: No se puede adelgazar de una sola parte. Si no ejercitas todo tu cuerpo, y especialmente los músculos grandes de tus piernas y tu tronco, matarte a abdominales no tendrá el efecto que esperas…

LESIONARTE POR ENTRENAR CON PESO: Los ejercicios de pesas te hacen más fuerte, y eso quiere decir que corres menos riesgo de lesionarte. Todo consiste en empezar progresivamente y con las posturas correctas. Para eso estamos.

 

PESO LIBRE: EL SECRETO MEJOR GUARDADO

Peso libre: barras y mancuernas, la parte del gimnasio que deberías agradecer en cada entrenamiento.

Para los principiantes y las mujeres de más edad, las máquinas tienen muchas ventajas. Es muy difícil lesionarse. Son fáciles de aprender. Sin embargo, cuando ya lleves un tiempo haciendo máquinas, debes empezar a introducir los ejercicios con peso libre.

El peso libre se reduce en general a dos tipos de pesas: barras y mancuernas. Las barras se pueden cargar con discos de distintos pesos. Mancuernas encontrarás de varios los tamaños, la entrenadora te dará la más apropiada. También utilizamos mucho las kettlebells o los discos.

También colocaremos lastres en muñecas o tobillos si es necesario.

Cuando llegues al gimnasio y tengas tu primera conversación con la entrenadora, preguntará lo que quieres conseguir, tus gustos, tus miedos y enfocará el entreno a tí. Su tarea no es solo ponerte en forma, sino también conseguir que te sientas bien en el gimnasio y mejore tu mente.

 

El monitor sabe que muchas mujeres tienen miedo de las pesas y mucho más del peso libre. Así, para no asustarte, evitará esos ejercicios al principio, pero los irá introduciendo, porque precisamente son los que más pueden ayudarte.

Por ejemplo, las sentadillas con una barra son un ejercicio básico que puede cambiar radicalmente el aspecto de tus piernas, caderas y cintura en muy poco tiempo, incluso aunque empieces con una barra vacía.

Si le dices a tu monitora que quieres hacer ejercicios con pesas porque buscas ganar músculo y perder grasa, y le pides que te enseñe a hacer ejercicios básicos con peso libre, como sentadillas o remo, verás cómo se le ilumina la cara con una sonrisa y te incluye en alguno de los retos que solemos tener en marcha.

Acompaña tu comienzo en el gimnasio con una dieta limpia, desayunando proteínas, eliminando azúcar y harinas, y comiendo a las horas adecuadas. Y aunque pienses que bebes suficiente agua, bebe el doble!!!

En un solo mes serás tú quien sonría. En tres meses, habrás cambiado por completo.

PHIIT FITNESS

Anuncios